Side Logo

17/03/17

Bogotá: Seguro para perros y multas por música fuerte

Las estrictas reglas del nuevo Código Civil, que rige para todo el país, generaron revuelo en la capital, hay castigos de hasta 262 dólares.


Los colombianos reciben una lección de buena conducta en forma de un estricto Código Civil de 120 páginas, y en ningún sitio causa más desasosiego que en Bogotá, la frenética capital del país. Poner música a gran volumen a altas horas de la noche es ahora sancionable con una multa de 125 dólares. Y no levantar los excrementos del perro, con 30 dólares. Quienes suban a los ómnibus públicos sin pagar el pasaje deberán participar de un "curso de convivencia".

"El código es la confirmación del fracaso de la familia y del colegio en la correcta educación ciudadana de los colombianos", dijo el escritor Alonso Sánchez en Semana, el semanario más importante del país.

La nueva norma, que se aplica a toda la nación, es tan estricta que el alcalde de Barranquilla, Alejandro Char, presentó recientemente un decreto para su suspensión temporal tras darse cuenta de que el carnaval de la ciudad costera violaría varios apartados que prohíben fiestas con exceso de ruido.

Pero donde más debate causó la primera revisión del Código Civil colombiano en más de cuatro décadas es en Bogotá, una ciudad de ocho millones de habitantes que, según las autoridades, recibió el mayor porcentaje de las citaciones emitidas a nivel nacional.

Algunos residentes en la capital admiten el código como una intervención necesaria, pero otros lo critican por ser una ampliación del poder policial que afecta más a quienes no pueden pagar las multas. Aunque las ofensas menores, como no ceder el uso del baño a una embarazada, acarrean sanciones de 30 dólares, las más graves suponen castigos de 262 dólares, el equivalente al salario mínimo mensual.

En las calles se venden copias pirata del Código Civil por alrededor de un dólar y es un producto demandado por gente ansiosa de saber qué es lo que está prohibido ahora. Las celebridades de Bogotá ya protagonizan los chismes por violar las normas.

La actualización del Código Civil, que se publicó en julio pasado, reconoce que Colombia es hoy una sociedad más urbana y está afectada por problemas cotidianos muy distintos a los de las décadas pasadas, cuando el país seguía inmerso en un violento conflicto con grupos armados.