Side Logo

18/03/17

Allanaron el Vera Barros y secuestraron registros médicos de menor fallecida

En el mediodía de ayer, se realizó un allanamiento en el hospital Vera Barros, ordenado por el juez de Instrucción Héctor Daniel Barría, con el objetivo de secuestrar la historia clínica y documentación varia, para poder determinar el proceder de los profesionales médicos en el caso de la menor Ibarra Gaitán de 15 años, quien murió trágicamente en su hogar en la madrugada del pasado jueves.


Según pudo averiguar EL INDEPENDIENTE, ayer a las 12:15 aproximadamente, personal de la División de Homicidios de la Dirección de Investigaciones de la Policía, se constituyeron en el hospital Enrique Vera Barros, con el objetivo de secuestrar todos los elementos que sean necesarios para tratar de dilucidar lo sucedido con la adolescente fallecida Ibarra Gaitán de 15 años, como así también determinar el accionar y la atención que los profesionales médicos tuvieron para con la joven, desde el primer día en que se presentó al nosocomio con fuertes dolores de cabeza y estomago, que habría sido el 2 de marzo, hasta la tarde del miércoles, última vez que fue atendida antes de su trágica muerte el pasado jueves por la madrugada.

Dichos operativos fueron ordenados por el juez de Instrucción, Héctor Daniel Barría, en el marco de la investigación por el fallecimiento de la menor. Cabe recordar que el mismo jueves por la mañana, el padre de la víctima realizó la denuncia formal por “mala praxis” en contra de la institución médica.

Siguiendo con esa línea, se comunicó que los efectivos policiales secuestraron una grabadora de video de cámaras de seguridad con un disco interno de un gigabyte de memoria, los registros del personal del hospital e historia clínica de la joven Ibarra Gaitán, como así también los registros de los análisis efectuados a la adolescente, dichos estudios, realizados el día 8 y 15 del corriente mes. En esta última oportunidad, se habrían detectado alarmantes niveles de glóbulos blancos en la sangre de la menor, lo que significaría que Ibarra Gaitán no debía ser dada de alta. Ahora se deberá determinar si, como aduce la familia, fueron desde el nosocomio que les dieron el permiso para irse a su hogar, o según la versión de las autoridades del hospital, fue la propia madre la que decidió llevar a su hija sin el alta de los médicos.

Por su parte, y en diálogo con Radio Independiente 99.1, el abogado representante de la familia víctima, el doctor Leonardo Corzo, contó que estuvo presente en la autopsia efectuada al cuerpo de la joven. “En la misma llegó a la conclusión que la muerte fue a causa de un cuadro infeccioso encefálico. Hasta el momento no pudimos determinar si se trataba de meningitis, tenemos la sospecha que fue así, pero tendrían que confirmarse a través de unos estudios anatomopatológicos”, explicó el letrado.

Finalmente, con respecto a las versiones cruzadas de lo sucedido antes de la trágica muerte de la adolescente, Corzo señaló que “la familia dijo que el médico que los atendió les dio el alta. Lo que manifestó el hospital habría que corroborarlo mediante un documento de alta voluntaria firmada por la madre de la menor”.