Side Logo

24/11/17

Razones para incorporar a la dieta el coliflor

El coliflor está repleta de vitaminas del grupo B (B1, B2, B3, B6 y ácido fólico), C, K y E.


Además proporciona minerales vitales como el calcio, magnesio, fósforo, potasio y manganeso y es una de las mejores fuentes de proteína vegetal.

La cantidad de grasa que contiene es mínima y el aporte de proteínas, fibra y aceite esencial omega 3 es muy alto.

Por todo lo anterior, comer coliflor con cierta regularidad mantendrá tu organismo saludable y fuerte.

-La coliflor mejora tu salud cardiovascular

La vitamina K que obtienes al comer coliflor tiene propiedades antiinflamatorias que mejoran tu circulación sanguínea.

Así, evita la acumulación de lípidos en la sangre, algo que podría derivar en problemas cardiovasculares como la aterosclerosis.

El sulforafano que contiene la coliflor es de gran ayuda cuando lo que se quiere es mejorar los niveles de la presión arterial.

-Trastornos del estómago

Como hemos mencionado anteriormente, la coliflor es rica en fibra dietética. Esta es de mucha utilidad para la digestión y favorece la eliminación de las toxinas de tu cuerpo.

Por otro lado, el sulforafano que contiene protege el revestimiento del estómago y lo hace más resistente a la formación de bacterias malignas.

Si a esto sumas su contenido de isotiocianatos, verás que comer coliflor es una excelente forma de disminuir el riesgo de padecer úlceras estomacales y cáncer de colon.

-Lucha contra el cáncer

El sulforafano y los isotiocianatos contienen elementos quimiopreventivos y antiestrógenos que obstaculizan el crecimiento de las células cancerígenas.

Esto hace que sea más fácil de enfrentar al cáncer y controlar su avance. En caso de que esta enfermedad no esté presente en tu vida pero te preocupe, debes saber que comer coliflor previene la aparición de ciertos tipos de cáncer, como los de: pulmón, vejiga, mama, próstata, ovario, ouello uterino.

-Previene la degeneración macular

Por su alto contenido de vitamina C y antioxidantes, la coliflor puede ser eficaz para reducir el riesgo de degeneración macular propio de la edad que en ciertos casos ocasiona ceguera.

El sulforafano, además, ayuda a proteger los tejidos de la retina de los daños causados por el estrés oxidativo. Así previene en gran medida la discapacidad visual y enfermedades oculares como las cataratas.