Side Logo

26/02/18

Aumento: Jubilados alcanzarán el 11,7% en junio, habría sido de 14,5% en marzo

Las jubilaciones, pensiones y prestaciones sociales subirán en junio un 5,66%, por debajo de la inflación del período de referencia (cuarto trimestre de 2017), que fue de 6,1%. Con el 5,71% de incremento de marzo, el 11,7% total del cálculo PRO para el semestre significará una pérdida de 2,8% contra la fórmula del anterior.


A meses del debate, las manifestaciones y la represión de las fuerzas de seguridad en torno a la modificación que el Gobierno de Mauricio Macri introdujo a la fórmula para calcular jubilaciones, pensiones y prestaciones sociales, llegó el momento de la verdad y ya se sabe si los abuelos y sectores vulnerables ganarán o perderán en el primer semestre de 2018 respecto lo que hubiera obtenido con el cálculo del kirchnerismo. 
 
Mientras con la fórmula de Macri los jubilados, pensionados y beneficiarios de AUH y asignaciones familiares acumularán un incremento de 11,7% a partir de junio, con el cálculo del Gobierno de Cristina Fernández de Kirchner el incremento hubiera sido de 14,5% en marzo, tres meses antes que con la legislación introducida por Cambiemos. 
 
Según un artículo de Ismael Bermúdez en Clarín, las jubilaciones, pensiones y demás prestaciones de la Seguridad Social, que alcanzan a más de 17 millones de personas, aumentarán en junio el 5,66%. El cálculo surge tras conocerse los valores de la evolución de los salarios y de la inflación de octubre, noviembre y diciembre de 2017 -el cuarto trimestre del año pasado- que se toman en cuenta para calcular la nueva fórmula de movilidad.
 
En esos tres meses, la inflación sumó el 6,1% y ahora se conoce que el índice salarial llamado Remuneración Imponible Promedio de los Trabajadores Estables (Ripte) fue del 4,63%. La fórmula de movilidad es una suma que contempla el 70% de la variación trimestral registrada por el índice de precios del Indec y el 30% de la evolución en igual período Ripte. En este caso, el 70% de 6,1 es 4,27, y el 30% de 4,63 es 1,39.
 
La suma arroja el aumento de 5,66% para abuelos y sectores vulnerables, inferior al 5,71% que percibirán en marzo y por debajo del 6,1% de la suba de precios del período de referencia, dado que los salarios formales en el cuarto trimestre del año pasado tuvieron un ajuste inferior a la evolución de los precios de 1,5 puntos porcentuales.
 
Con este segundo aumento en base a la nueva fórmula de movilidad, las prestaciones de la Seguridad Social tendrán en junio un incremento del 11,7% con relación a diciembre de 2017. Con la anterior fórmula en marzo el aumento hubiera sido del 14,5%, tres meses antes.
 
El Gobierno busca compensar esta pérdida que es acumulativa mes a mes con un bono único en marzo que llegará al 65% de los alcanzados por la movilidad, que cobrarán un bono de $375 o $750, según los casos y de $400 para los que perciben la AUH. No lo cobran los padres de los hijos con empleo formal ni los jubilados y pensionados con haberes superiores a $9.460.
 
La movilidad comprende a 7 millones de jubilados y pensionados, 1,5 millón de Pensiones No Contributivas (PNC) y Pensiones Universales para el Adulto Mayor (PUAM), 4 millones de AUH y más de 5 millones de asignaciones familiares. Fuente: Polítca Argentina