Diario El Independiente :: Edicin Digital
El Independiente Digital

11/04/22

Historia de la deuda externa argentina. Más de 100 años de colonia (1870 – 2021)

Después de un tiempo, hoy vamos a retomar y completar el documento sobre la Deuda Externa Argentina. Debo confesar que no es fácil sostener el estado de ánimos ante el cuadro de entrega, de semejante vaciamiento, que produjeron los responsables de endeudar y entregar a este hermoso y próspero país, a los organismo internacionales usureros, a las multinacionales junto a la complicidad local de empresarios y políticos venales. Todos traidores a la patria. Interrogante: “¿Que ha pasado para que la Argentina detuviera su proceso económico de desarrollo y comenzara un peligroso retroceso?”.



Por Guito Vergara

Decía Perón sobre el tema en cuestión: “Nuestro país necesita urgente un Proyecto Nacional perteneciente al país en su totalidad, peronistas, radicales, cristianos, progresistas, los trabajadores, los jóvenes, las mujeres etc., y estoy persuadido – decía Perón - de que, si nos pusiéramos todos a realizar este trabajo y si, entonces, comparamos nuestros pensamientos, obtendríamos un gran espacio de coincidencia nacional. Por ello, la incitación para redactar nuestro propio Modelo tiene que venir simplemente de nuestra toma de conciencia.” En nuestro país, no es un secreto para nadie, que el imperio ingles se fundó sobre los despojos del imperio español. Nosotros colonia española pasamos a ser colonia inglesa. Por eso en la Argentina ha habido una línea anglosajona, y una línea “hispánica” que siguió con la idea independentista. La otra es la línea colonial[i]. La de la deuda externa. “Si alguna vez llegase a haber otro golpe de estado, el pueblo quedará tan derrotado que la vuelta constitucional servirá solamente para garantizar con el voto popular los intereses del imperialismo y la de sus cimpayos nativos “La Deuda Externa, (Perón Carta). La restauración neoliberal conservadora iniciada con la muerte de Juan Peron y la llegada del ministro Rodrigo, se profundiza un año y medio después con el golpe militar del 24 de marzo de 1976. La represión social de Martínez de Hoz venía a reponer la estructura dependiente y neocolonial que había comenzado a cambiar el Plan Trienal de Perón. Comienza el abandono y degradación de las empresas del estado y la entrega de yacimientos de YPF a grupos económicos. Con la llegada de Carlos Menem por la renuncia anticipada de Raúl Alfonsín desembarcan también las políticas del Consenso de Washington (“las relaciones carnales” del Canciller Guido Di Tella) que terminaron de vaciar los contenidos emancipadores del Proyecto de Perón y comenzó a instalarse le Republica Neoliberal y la restauración neocolonial contra lo que tanto había luchado Perón. Carlos Menem reemplazo su programa justicialista por el liberalismo banal de la UCD de Alsogaray y nombro ministro de economía al gerente de la multinacional Bunge y Born... La “revolución productiva” anunciada por Menem termino siendo un brutal shock de ajustes impuesto por los organismos internacionales ( Fondo Monetario Internacional, Banco Mundial, el Banco de Desarrollo ) Comenzaba a desmontarse el Estado de Bienestar construido durante décadas por el peronismo: el sistema jubilatorio fue vaciado, se remataron los recursos del subsuelo y se alteraron o disolvieron los organismo de control del Estado de las inversiones extranjeras, de la deuda publica, las estadística etc. Macri y el endeudamiento con el FMI de la Argentina. Mauricio Macri, (alias gato o Topo Gigo sobrenombre que se adjudica la hinchada de Boca) concibe el país como una gran empresa y piensa que colocando al frente de los ministerios a los CEO de las multinacionales puede resolver los complejos problemas socioeconómico del país. Gran parte de su gabinete son ejecutivos que vienen de las corporaciones: Pan América Energy, Edenor, Edesur, Exxon, Iecsa, Axion-Esso, Telecon, como el Secretario de Energia Juan J. Aranguren ex CEO de Shell y accionista que compraba gas sin licitación y sobreprecio a través de una empresa chilena, En seis meses de gobierno, Macri demostró que, para cumplir con el establishment, está dispuesto a modificar leyes por decreto simple. Cumplio sin titubeos. En lo económico, la corrupción no tiene limite, todo lo ilícito ha pasado como en la política a ser licito y los delitos han pasado a ser amparados y tolerados por los agentes del Gobierno y la Ley. Macri su ultima gran hazaña fue endeudarnos con el Fondo Monetario Internacional en 45 mil millones de dólares, el préstamo más grande de la historia del Fondo, que no fue invertido, para el desarrollo de las fuerzas productivas del país, sino que lo repartieron entre Macri y sus amigos de los CEO. Hoy todos los argentinos tenemos que hacernos de la deuda contraída por Macri y los CEO de las empresas. Somos un país saqueado,  imposible de prosperar, con su pueblo empobrecido y con hambre.            .

INVESTIGACION SOBRE LA ILEGALIDAD DE LA DEUDA

 La Deuda Externa contraída por la Dictadura Militar fue denunciada ante la justicia el 4 de abril de 1982 por el historiador Alejandro Olmos presento una querella contra Alfredo Martínez de Hoz y otro funcionario del gobierno cívico militar por la toma de deuda externa que consideraba ilegal. La deuda externa paso de 7000 millones de dólares en 1976 a 42 millones de dólares en 1982. Nunca se esclareció el destino de esa deuda. El 13 de junio del 2000 el juez Ballestero dicto sentencia, considerándose probada la existencia de al menos de 467 ilícitos vinculados al endeudamiento externo en la época militar. La deuda externa ha resultado groseramente incrementada a partir del año 1976 mediante la instrumentación de una política económica vulgar y agraviante que puso de rodilla al país a través de los diversos métodos utilizados., Mientras la causa seguía su curso Olmos fundo el Foro Argentino de la Deuda Externa y en 1990 publico en forma de libro su alegato con el título: “Todo lo que usted quiso saber sobre la deuda externa y siempre se lo ocultaron”. Olmos falleció en el año 2000 pero su hijo Alejandro Olmos Gaona, continúa impulsando la investigación de la deuda fraudulenta.

Lejos de sentirnos derrotados creemos que ante la desorientación del presente, se dan las condiciones para impulsar un movimiento de opinión que una como los dedos de nuestras manos limpias para hacer nacer una nueva fuerza que, entre otros objetivos, impulse un Gran Frente Programático y Electoral. Mientras tanto, como dice nuestra Chaya hasta ahora “El patrón gordo y con plata y yo flaco y enharinado".